Heridas y lesiones causadas por un menor

Share Post:

Nadie puede negar que muchas veces los menores cometen delitos sin pensar en las consecuencias ni las repercusiones legales que sus actos delictivos pueden tener. Teniendo en cuenta que en muchas ciudades de los Estados Unidos los menores de edad no pueden ser responsabilizados de manera directa por los crímenes o delitos que han cometido, algunos de ellos toman ventaja de la situación para actuar de manera delictiva y dejar que sus tutores legales o sus padres sean los que lidien con las consecuencias de sus actos.

En California, si ha sufrido lesiones debido al accionar de un menor, éste debe hacerse responsable y usted podrá recibir una compensación por el mal pasar y por la situación incómoda que ha vivido. Pero ¿cuándo y cómo puede presentarse una demanda hacia un menor?

La víctima puede presentar un reporte o demanda hacia el menor solo cuando este lo hirió de manera intencional. Es decir, si usted ha sufrido un robo a mano armada y ha resultado herido debido a esto, entonces podrá denunciar el acto delictivo y los responsables a cargo del menor tendrán que responder por él, abonando los costos médicos o de internación (dependiendo de la gravedad de las lesiones).

En algunos casos particulares como, por ejemplo, los accidentes vehiculares causados por un menor, las leyes de California son claras. Si usted busca hacer responsable al menor por imprudencia detrás del volante, los padres o tutores legales del menor, aquellos que han permitido que el menor pueda aplicar para conseguir su licencia de conducir, podrán ser demandados por el accidente que el menor ha cometido. En muchos casos, según la gravedad del accidente, los tutores podrían enfrentar grandes cargos en su contra, especialmente si el accidente ha sido fatal.

Los padres también deben de tener en cuenta que pueden enfrentarse a los cargos de supervisión negligente, en la cual se tendrán que hacer responsables por fallar en la supervisión del menor bajo su tutela. Ningún menor debería de tener acceso a un arma de fuego, y los tutores deben supervisar el accionar de aquellos que están bajo su cuidado, al menos hasta cumplir la mayoría de edad.

Usted debería recibir acompañamiento legal de profesionales que puedan asesorarlo en cuanto a sus posibilidades de demandar a un menor.

Stay Connected

More Updates